Imputan a Graciela Ocaña por defraudación al Estado

Graciela Ocaña defraudación al estado

Una fiscal pidió que investiguen si la exdirectora ejecutiva del PAMI perjudicó al Estado por haber cobrado la liquidación de más de 50 mil pesos en 2007 por vacaciones no gozadas, que no le habría correspondido por el tipo de contratación.

La fiscal federal Paloma Ochoa pidió que se investigue a la diputada nacional electa Graciela Ocaña por presunta defraudación al Estado nacional en el marco de una denuncia iniciada porque habría cobrado vacaciones no gozadas luego de su alejamiento del PAMI en 2007, a pesar de que la ley de Contrato de Trabajo no lo permitía.

La investigación se originó en un requerimiento que hizo la fiscal al extraer parte del testimonio del ex titular del PAMI, Luciano Di Cesare, de la causa en la que éste fue procesado por el mismo delito y por una maniobra similar por una suma superior a un millón de pesos, quien había dicho en su indagatoria que todo lo relacionado a la liquidación de sus vacaciones no gozadas se hizo según “usos y costumbres” del PAMI y citó al caso de Ocaña como ejemplo.

Share Button